Estar bien informados salva vidas

 Fotografía de Bruno Cerimele

Fotografía de Bruno Cerimele

Una decisión, un minuto, una información bien brindada pueden salvar una vida. En el mundo, muy poco se conoce de lo que realmente significa un trasplante y mucho se infiere al respecto. El 30 de mayo se conoce como el Día Nacional de la Donación de Órganos, con el motivo de concienciar y hacer saber acerca de la importancia de ser donante. En Tucumán, se realizaron diversas actividades al respecto.

“En Tafí Viejo mi hijo fue uno de los primeros donantes”, comenta Hilda de Pero, madre de Marcos Pero, y agrega que es destacable la incansable y desinteresada participación de las personas que trabajan, colaboran y son receptores en la donación de órganos. “Si quieres regalar a muchas personas nuevos horizontes, nuevas fuerzas para luchar y crecer, cuídate. Cuida el medio ambiente que es muy importante y doná tus órganos con amor, solidaridad y altruismo”, reflexiona Hilda luego de plantar un árbol como símbolo de vida en una actividad realizada en Tafí Viejo.

Además, diferentes grupos y organismos pusieron en marcha programas y campañas de concientización. Tal es el caso de Payamédicos Argentina, cuya campaña nacional nace en el 2007 a partir del deseo de una niña trasplantada por buscar algo que simbolizara la donación de órganos. "Entonces crean el solcito y ella determina poner 'sol y dario' como para amalgamar la solidaridad. Es por eso que la campaña se llama Payasol", comenta Graciela, integrante del grupo de Payamédicos del Hospital de Niños y del Centro de Salud.

Estos profesionales de la salud y de la risa tienen como objetivo curar desde lo lúdico y lo didáctico para “desdramatizar  la internación de los niños y los padres”, como comenta Graciela. El juego es la principal medicina, lo que motiva a la fortaleza del paciente. De esta manera se trata de recuperar lo que está sano para luchar contra la enfermedad. “Bueno, no puede mover la manito, pero puede mover la piernita. No puede mover la piernita, pero mueve la cabecita o los ojitos”, explica la Payamédica, dejando en claro que la recepción de los niños es fantástica. Payamédicos estuvo en la Plaza Independencia de Tucumán con sus colores y locuras para hacer comprender que “donar órganos, es donar vida”. Esa vida que puede ser sana y llena de alegría con un poco más de información y menos tosquedad con respecto al tema.

Con un lazo verde se representa el apoyo a la donación de órganos. Comprender el motivo del esfuerzo de cientos de colaboradores es entender la importancia de “dar vida después de la muerte”, como lo define Hilda de Pero. Participar, difundir y ser parte es un compromiso con la vida de uno y de los demás.

 

Más información: Incucai