Nuevo informe prueba contaminación por parte de la Alumbrera

Fotografía de Marianella Triunfetti | Colectivo La Palta

Fotografía de Marianella Triunfetti | Colectivo La Palta

Hace 14 años se abrió una causa penal contra la corporación Minera Alumbrera. Esta empresa transnacional está unida a otra empresa nacional llamada YMAD, conformada por la Universidad Nacional de Tucumán y el gobierno de Catamarca. Esta causa es por la contaminación con residuos peligrosos del canal DP2, ubicado en la localidad de Ranchillos, donde se encuentra la planta de secado que afecta la Cuenca Salí Dulce.

El último informe realizado por profesionales ecotoxicólogos de la Universidad de Buenos Aires, a requerimiento del juez federal que entiende en esta causa, dice que “el cobre se halla excedido con relación a los niveles guía para la vida acuática, los efectos negativos sobre la salud son acumulables y a largo plazo porque se acumulan en peces y en los humanos que consumen esos peces, y de continuar los mismos el riesgo para la salud se iría incrementando”.

Con este informe ya suman tres en este último año que confirma la contaminación que produce Minera Alumbrera. Esto transgrede la ley 24.051 de Residuos Peligrosos y afecta la salud pública, tal como comentó Fredy Carbonel, del grupo ecologista PRO- ECO que es querellante en esta causa, “en el canal DP2 cuando hace un poco de calor los niños se bañan, la gente toma agua de ese canal, están introduciendo en su cuerpo metales pesados”.

Según Carbonel, se espera que llamen a declarar a los responsables de la minera y a sus socios de YMAD. También deberán declarar las autoridades de la Dirección de Minería de Tucumán, que son la autoridad de aplicación. Por lo tanto, los que dan autorización para que se tiren los efluentes al canal.

“Lamentablemente no vemos una sociedad organizada que esté yendo a la Dirección de Minería a hacer que se haga justicia, si vamos a esperar solo de la justicia que haga lo correspondiente estamos mal como sociedad (...) necesitamos que los grupos, las personas, las organizaciones actúen en consecuencia y exijan a las autoridades que hagan justicia ambiental”, reflexionaba Fredy Carbonel.

Esta probada la transgresión a la ley 24.051 por parte de Minera Alumbrera. Catorce años pasaron desde que se abrió la causa y aún no hay respuestas por parte de la Justicia. El reclamo debería ser de todos, porque el ambiente es de todos.

Marianella Triunfetti

mtriunfetti@colectivolapalta.com.ar