Un gesto que salva vidas

Imagen: Organización Mundial de la Salud

Imagen: Organización Mundial de la Salud

Durante los últimos días de abril tuvo lugar la Semana de la Inmunización. Este evento, creado por la Organización Mundial de la Salud, tiene como objetivo concientizar sobre la importancia de las vacunas en la salud pública. La vacunación es una forma efectiva de prevenir enfermedades que, de otra manera, causarían tres millones de muertes alrededor del mundo cada año. Tanto chicos como adultos se benefician con la inmunización. Por ejemplo, la actual campaña de vacunación contra la gripe A está dirigida a embarazadas, madres de bebés menores de 6 meses, chicos entre 6 meses y 2 años de edad, trabajadores de salud, niños y adultos con enfermedades crónicas, y mayores de 65 años de edad. En nuestro país, esta vacuna se agregó al calendario nacional de inmunizaciones en el 2011, lo que quiere decir que es gratuita para todos los casos mencionados.

A pesar de todo el esfuerzo destinado a favorecer el acceso a las vacunas, todavía hay 20 millones de niños que no las reciben cada año, los que los hace vulnerables a enfermarse y sufrir complicaciones que les dejen secuelas o, incluso, les produzcan la muerte.  Además de las trabas socioeconómicas que sufren los sectores más vulnerables, existen también otras barreras culturales. Muchos dicen "si me vacuno me enfermo", mientras que la más reciente y polémica asociación de las vacunas con el autismo pone en riesgo a miles de chicos porque sus padres temen que desarrollen esta enfermedad. En todos los casos, siempre es conveniente recibir información de fuentes apropiadas y consultar con el médico de cabecera.

Con la poliomielitis casi desaparecida y la mortalidad por sarampión en niveles bajísimos, entre otros éxitos, la eficacia de la vacunación no parecería tener discusión. Sin embargo, acciones como la Semana de la Inmunización y el trabajo para que nuevas vacunas estén disponibles siguen siendo necesarias para que chicos y grandes no sean víctimas de enfermedades que se pueden prevenir.

Cecilia Morán

cmoran@colectivolapalta.com.ar

Fuentes: Organización Mundial de la Salud | Ministerio de Salud de la Nación